Significado de un bisiesto y balance del 2016

Por Gonzalo Duque-Escobar

En el calendario gregoriano solo existe el 29 de febrero en los años bisiestos, que son aquellos años múltiplos de 4, salvo los terminados en 00 no múltiplos de 400: lo fueron 2000 y 2016, y lo será el 2020, pero no el 2100. Estos años de 366 días introducidos por Julio César en el año 46 a.C. para cuadrar el calendario, fueron ajustados por el papa Gregorio XIII en 1582, dado que mientras la Tierra recorre su órbita en torno al Sol transcurren 365,242189 días. La complejidad de la fórmula calendárica, es consecuencia de esa fracción inferior a 1/4 de día para el ciclo completo del Sol transitando el zodíaco, que obliga a corregir cada cuatro años el desfase de 5 horas, 48 minutos y 45,10 segundos.

Ahora, si la rotación de la Tierra (día), la revolución de la Luna sobre la Tierra (mes) y el período de la Tierra en torno al Sol (año) son invariantes naturales, no lo es el sistema de numeración con base diez que interviene en la fórmula, ni la selección del primer año de nuestro calendario, que calculó mal el nacimiento de Jesús; entonces seguramente con otro sistema como el hexadecimal introducido en el ámbito de la computación o el vigesimal utilizado por los mayas, los años intercalares serían otros. La creencia popular cargada de supersticiones que aseguran que los nacidos en bisiestos podrían poseer poderes sobrenaturales, argumentando hoy que tales años han coincidido con la muerte de personajes como Ghandi (1948), Luther King (1968) y John Lenon (1980), poco respaldo tiene en la ciencia ya que no solo han existido magnicidios en años no bisiestos, como los de  Anwar el Sadat en 1981, Ernst Roehm en 1934, Yitzhak Rabin en 1995, el Che” Guevara en 1967 y Leon Trotsky en 1940, sino que en años bisiestos también se han dado noticias positivas sobresalientes que estarían confirmando la inexistencia de tendencia negativa alguna.

Ahora, veamos los grandes acontecimientos del siglo XX que niegan cualquier regla de fatalidad o fortuna, para un bisiesto: mientras lo fueron 1912 en que se hunde el Titanic y los años en que inicia La Guerra civil española (1936) y la Revolución Cubana (1956), el Descubrimiento de la Penicilina que resulta ser un hecho afortunado es del año bisiesto 1928; similarmente, la Revolución Mexicana abre en el año no bisiesto 1910 y cierra en el bisiesto 1920. Otros hechos notables del siglo XX, no guardan ninguna relación con dicha clase de años: la Teoría General de la Relatividad se crea en 1915 por Albert Einstein, La Revolución Rusa es de 1917, la Gran Depresión ocurre en el año 1929, la Segunda Guerra Mundial comienza en 1939 y termina en 1945, el Muro de Berlín se construye en 1961 y cae en 1989, el desastre de Armero ocurre en 1985, los atentados a las Torres Gemelas son del 2001, el Terremoto de Haití que cobra 316 000 vidas ocurre en 2010 y la Primavera Árabe se presenta entre 2010 y 2013.

Ahora, qué balance hacemos del 2016 para ver si es válida la premisa de que “en año bisiesto, año siniestro: no te cases”: en el deporte las noticias del año fueron el fatal accidente aéreo del Chapecoense, y los Olímpicos de Río por ser los primeros de la historia celebrados en Sur América; en la literatura fueron, la muerte de Humberto Eco y de Elie Wiesel, y el Nobel para el músico Bob Dylan; en la economía, destacaríamos la ampliación del Canal de Panamá y el referéndum en el Reino Unido; en medio ambiente, a pesar de los acuerdos internacionales sobre Cambio Climático COP, al no corregirse el insustentable modelo de desarrollo, seguiremos padeciendo sus consecuencias, tal cual ocurrió con el huracán Matthew y las sequías en Colombia; por sus protagonistas tuvimos la muerte de Fidel Castro o la canonización de la Madre Teresa de Calcuta, y por su dimensión política el Acuerdo colombiano para el fin del conflicto con las FARC; en Astronomía el exitoso arribo de Juno a Júpiter, y las dificultades de ExoMars por el fatal descenso de Schiaparelli en el planeta rojo. Definitivamente, no se puede establecer un patrón. Feliz año nuevo.

* Profesor Universidad Nacional de Colombia, [Ref.: La Patria. Manizales, 2017.01.02] http://godues.webs.com Imágenes, Calendárica Azteca, y Calendarios Egipcio y Chino.

Relacionados:

Los albores de la civilización http://www.bdigital.unal.edu.co/1666/1/gonzaloduqueescobar.20093.pdf

El camino a las estrellas  http://www.bdigital.unal.edu.co/1591/1/elcaminoalasestrellas.pdf

Cultura & Astronomía http://www.bdigital.unal.edu.co/12426/1/gonzaloduqueescobar.201416.pdf

Stephen Hawking http://www.bdigital.unal.edu.co/1686/1/gonzaloduqueescobar.20093.pdf

Albert Einstein http://www.bdigital.unal.edu.co/50753/1/alberteinstein.pdf

Isaac Newton http://www.bdigital.unal.edu.co/1668/1/gonzaloduqueescobar.20098.pdf

El Universo acelerado http://www.bdigital.unal.edu.co/4878/1/gonzaloduqueescobar.201169.pdf

El Bosón de Higgs http://www.bdigital.unal.edu.co/7037/1/gonzaloduqueescobar.201231.pdf

El Sistema Solar. http://www.bdigital.unal.edu.co/1572/257/sistemasolar.pdf

Sol, clima y calentamiento global http://www.bdigital.unal.edu.co/53169/1/climaandinoy%20problematicaambiental.pdf

La Luna http://www.bdigital.unal.edu.co/1663/1/gonzaloduqueescobar.20096.pdf

Calentamiento global en Colombia http://www.bdigital.unal.edu.co/3673/1/gonzaloduqueescobar.201138.pdf

Juno auscultaría en Júpiter origen del Sistema Solar http://www.bdigital.unal.edu.co/53180/1/junoauscultariaajupiter.pdf

Guía astronómica http://www.bdigital.unal.edu.co/1700/

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: