Manizales, ¿entrando a la era del conocimiento?

Por: Gonzalo Duque-Escobar*

Ha sido vinculada Manizales a la “Red Mundial de Ciudades del Aprendizaje” de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura – UNESCO, en reconocimiento a sus logros en los Objetivos de Desarrollo Sostenible, y por lo tanto por los frutos de las políticas públicas y acciones interinstitucionales de la ciudad, orientadas a crear una cultura de fomento a las mejores prácticas y condiciones favorables para los procesos que demanda un desarrollo sustentable, en esta época de cambios en la que el desarrollo y el crecimiento se aceleran.

Lo anterior pasó por el taller “Ideas para aprender” realizado en la U.N. Sede Manizales con la participación de instituciones de la ciudad, a quienes se les preguntó cómo implementar desde esta región el concepto de “Ciudad del aprendizaje”, como parte del proceso de formulación de la propuesta que lideró la Vicerrectoría de Camilo Younes Velosa, para el reconocimiento de Manizales por parte de la UNESCO gracias a una alianza entre la Alcaldía, la Fundación Luker y la U.N., entre otras instituciones.

Esta inclusión supone avances y potencialidades en materia de educación básica y superior y aprendizajes para el fortalecimiento del tejido social, hacia una cultura de formación para el trabajo que deberá contemplar el viraje hacia la cuarta revolución tecnológica, dado que ya no son los tiempos de la sociedad industrial de ayer sino los de la sociedad del conocimiento, donde además del empoderamiento y la inclusión social, urge un nuevo modelo educativo soportado en la cultural y la dimensión socio-ambiental, porque el actual al privilegiar ciencias, lenguaje y matemáticas, no desarrolla el talento humano.

Según la UNESCO, la base para un desarrollo social, económico y ambiental con proyección espacio-temporal, depende fundamentalmente de un aprendizaje innovador e integral “de cero a siempre” y por lo tanto a lo largo de toda la vida, adecuado para este mundo cambiante agobiado por diferentes problemáticas, donde nuestros educandos que serán los ciudadanos de mañana, desarrollen conocimientos, habilidades y actitudes en una amplia gama de contextos dinámicos y complejos con visión de tiempo y territorio.

Justo ahora que la pirámide poblacional muestra el cambio de un crecimiento exponencial por otro asintótico, y que la esperanza de vida se expande, lo que se traduce en una oportunidad para trabajar más que en temas de cantidad en los de  calidad de vida, con la membresía otorgada durante 2019 a 47 ciudades de diferentes países, la Red en América Latina y el Caribe crece con la admisión de Medellín, Bogotá y Manizales en Colombia, de Escazú en Costa Rica, y de Mineral de la Reforma, Santiago, Tecamachalco y Huejotzingo en México.

En el marco de esta política que promueve acciones no sólo de empoderamiento social para que las ciudades y los asentamientos humanos sean inclusivos, seguros, resilientes y sostenibles, sino también en pro de la integración de ciudades para que juntas generen estrategias de desarrollo y competitividad regional que propicien oportunidades para todos los ciudadanos, la pregunta debería ser: además de sostener y mejorar procesos educativos, ¿qué hacer para la construcción de un paisaje resiliente y un entorno favorable para la innovación en la tierra del café?

Desde ayer cuando calificábamos a Bogotá como “La Atenas sudamericana”, a Medellín como “La capital de la montaña” y a Cali como “La sultana del Valle”, también nos hemos referido a Manizales de diferentes modos. Entonces, gracias a la emblemática membresía otorgada por la UNESCO, para una apuesta en la era del conocimiento y la información, deberíamos llamar a Manizales “La ciudad culta de Colombia”, buscando hacer de esta premisa un factor de desarrollo con alcance nacional.

Y entre otras acciones además de fortalecer procesos que beneficien al adulto mayor, combatan la drogadicción y resuelvan problemáticas de la juventud, también para lograr una integración funcional del sistema de ciudades en el marco de la RAP del Eje Cafetero, el empoderamiento como estrategia educativa servirá para la apropiación del territorio entendido como una construcción social e histórica, y para la consolidación de sinergias científicas y tecnológicas de cara a la robótica y a la inteligencia artificial, donde las TIC, la biotecnología y la economía naranja, son clave.

* Profesor Universidad Nacional de Colombia, Sede Manizales. http://godues.webs.com [Ref:. La Patria. Manizales, 2019/07/29] Imagen: La Ecorregión Cafetera en los Mundos de Samoga, en http://samoga.manizales.unal.edu.co

ENLACES U.N.:

A propósito de los 70 años de la U.N. Sede Manizales.

Acuerdo Climático: avance necesario pero insuficiente.

Agua como bien público.

Amenaza para la Reserva de Río Blanco en Manizales

América Latina: oportunidades en la economía del conocimiento.

Anotaciones para un crecimiento previsivo y con desarrollo.

Al aula, con “el proyecto cultural de la nación” por construir.

Apostillas al PND 2018-2022 de Colombia.

Árboles, poblaciones y ecosistemas.

Arroyo Bruno, entre la muerte negra y la vida wayuu.

Bioturismo y ruralidad en la ecorregión cafetera.

Bosques, Cumbre del Clima y ENSO.

Caldas en la biorregión cafetera.

Calentamiento global en Colombia.

Cerro Bravo, tras trescientos años de calma volcánica.

Ciencia, Saberes Empleo y Ruralidad.

Ciencia, Tecnología, Desarrollo y PIB en Colombia.

Ciencia, Tecnología y Emprendimiento: CT&E.

Ciencia y Tecnología en la sociedad del conocimiento.

Ciencias naturales y CTS.

Cincuentenario de la Revista Aleph.

Clima extremo, desastres y refugiados. 

Colombia: riesgos geodinámicos y hábitat.

Corrupción y clientelismo: incultura cívica. 

¿Crecimiento volátil con Empleo vulnerable?

Cultura y Turismo en Caldas.

Curso de capacitación  CIDEAMA. 

Degradación del hábitat y gestión ambiental.

Del antropocentrismo al  biocentrismo.

 

Desarrollo urbano y huella ecológica.

Desarrollo y revoluciones tecnológicas.

Desarrollo y ruralidad en la región cafetalera.

Del fútbol a los notorios procesos culturales en Manizales.

Dinámicas y contra rumbos del desarrollo urbano. 

Eje Cafetero: construcción social e histórica del territorio.

El desarrollo urbano y económico de Manizales.

El desastre de Armero por la erupción del Ruiz en 1985.

El Estado y la función del suelo urbano en Manizales.  

El modelo de ocupación urbano – territorial de Manizales. 

El Paisaje Cultural Cafetero.

El territorio como sujeto en el contexto del Magdalena Centro.

El territorio del Gran Caldas, “La Tierra del Café”.  

El territorio del río Grande de la Magdalena.

Empleo temprano en la nueva sociedad.

Geociencias y Medio Ambiente.

Gestión del riesgo natural y el caso de Colombia.

Guerra o Paz, y disfunciones socio-ambientales en Colombia.  

Guía astronómica.

Los frágiles cimientos de la democracia.

Gobernanza forestal para la ecorregión andina.

Huella hídrica en Colombia.

Huracanes y Terremotos acechan.

La astronomía en Colombia: perfil histórico. 

La dimensión cultural como catalizadora del desarrollo.

La encrucijada de la Universidad Pública.

La U.N. en Manizales construyendo Ciudad y Región.

Labor y proyección de la sesquicentenaria U.N. de Colombia.

 

Los frágiles cimientos de la democracia.

Los guetos urbanos o la ciudad amable.

Más espacio y oportunidades para el ciudadano.

Más Estado para una nueva sociedad.

Máscaras de guerra y paz.

Museo Interactivo Samoga: 2001-2015.

Opciones de Caldas en medio ambiente, cultura y territorio.

Pacífico biogeográfico y geoestratégico colombiano.

Paisaje Cultural Cafetero: Bioturismo y ruralidad en la Ecorregión Cafetera.

Paisaje y región en la tierra del Café.

Participación de la sociedad civil en el ordenamiento territorial. .

Pensamiento crítico para construir la Paz. 

Plan de CT&I y TIC en Caldas.

Planes departamentales de CT&I.

Plusvalía urbana para viabilizar el POT de Manizales.

Por la educación y la cultura en el pacto de gobernanza. 

Primer alunizaje en la cara oculta de la Luna.

Procesos de control y vigilancia forestal en Colombia.

Prospectiva para el desarrollo magdalenense.

Rieles para el empleo cafetero. 

Rumbos y tumbos entre educación básica y política pública.

Sistema Urbano y Ciudad Región del Eje Cafetero.

Subregiones del departamento de Caldas.

Textos “verdes”.

UMBRA: la Ecorregión Cafetera en los Mundos de Samoga.

Un modelo educativo anacrónico y aburrido.

Un nuevo modelo educativo.

Un Territorio Forjado en Oro, Panela y Café.

Universidad, educación y región.

Documentos de GDE en el Repositorio Institucional de la U.N. de Colombia.

 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: